Las universidades, la sociedad y la formación

viernes , 15, mayo 2020 Comentarios desactivados en Las universidades, la sociedad y la formación

Existen actividades en las sociedades que las hacen a unas mejores que otras, su evolución cultural: costumbres, religión; su economía: empresas como la de Alba Tous; la educación: escuelas, universidades, institutos. Es por ello que debemos enfocarnos en reconocer la importancia que recae reconocer que para la vida de las personas es sumamente importante para obtener un conocimiento adecuado y útil a las necesidades tanto individuales como sociales.

La gran mayoría de las personas suelen pensar que los estudios universitarios se conforman como parte de la rutina, pero en realidad estudiar se trata de una herramienta que funciona para toda la vida y que además nos permite desarrollarnos de una manera mejor como personas comprendiendo diversas cosas que en oportunidades se ignoran, lo que puede acercarnos a la ciencia, la cultura, el arte y a los valores, para lograr desarrollar todas nuestras capacidades intelectuales, enfrentar situaciones complejas, pero además diversas situaciones con las que nos desafía a diario la sociedad moderna y con ello favorecer la inclusión social y laboral, que más tarde se empleará para nuestro provecho, y de este modo alcanzar un mejor estatus social y económico.

Universitarios versus el empleo

Las personas nos encontramos inmersos dentro de una sociedad que de forma constante nos plantea retos difíciles, tanto sociales como tecnológicos, por lo que continuar estudiando no solo puede abrirnos las puertas a mejores oportunidades, sino que además puede reestructurar nuestra mente y con ello poder prepararnos para enfrentar tales retos. Además, nos ayuda a reforzar los buenos hábitos, aumentando nuestros contactos, logrando escuchar los diversos puntos de vista contando con un criterio bien establecido de acuerdo a nuestros valores, para poder saborear la sensación del éxito, y de este modo lograr consolidarnos a medida que superamos los cursos y las asignaturas, todo ese esfuerzo que se requiere, la perseverancia, y el trabajo diario podrán hacer que nos sintamos satisfechos a pesar de la carga que todo ello conlleva.

Las personas que cuentan con mejor formación académica, también tienen un estilo de vida que es más estable y cómodo, siendo esta una razón de gran peso, pero si aún sientes que ello no te es suficiente, a continuación mencionaremos algunas otras razones con las que podrías darle más relevancia a tu preparación intelectual:

  • Tu preparación puede ser la mejor en función de la fuerte competencia del mundo laboral.
  • Se adquieren infinidades de conocimientos, por lo que hará la diferencia dentro de un proceso selectivo.
  • Lograrás entender las razones por las que suelen suceder ciertas situaciones, lo que permitirá su cuestionamiento y debate.
  • Podrás desarrollar y optimizar tus dones y talentos disponibles.
  • Lograrás obtener un espacio social que no dejará de tener importancia
  • Esta se convertirá en una de las mejores etapas de tu vida, ya que esta trae consigo innumerables experiencias irrepetibles.
  • Alcanzaras la oportunidad de conocer nuevas personas de tu misma carrera o también de la misma universidad, con los que puedes llegar a conseguir socios o compañeros de trabajo.
  • Contarás con la posibilidad de interactuar en una cultura académica que podrá abrir tus horizontes, ya que cuando logras estudiar lo que te gusta estarás dispuesto a recibir nuevos conceptos e información distinta.
  • Finalmente, valorarlas dicha inversión como. no cuantificable y que has realizado en ti mismo, quizás en algún momento parezca excesivo, pero a lo largo podrás ver como tu preparación intelectual rinde créditos.